La isla del 9,63

Estos Juegos Olímpicos celebrados en Tokio tiene esencia de Galicia. Siete medallistas llevan acento gallego, la comunidad que más metales ha aportado a la delegación española: Teresa Portela, Iván Villar, Rodrigo Germade, Carlos Arévalo, Nico Rodríguez, Rodrigo Corrales y la mediática Ana Peleteiro. Además, y con mayor orgullo si cabe, en los Paralímpicos también trajeron un par de medallas para nuestra tierra, Susana Rodríguez, oro en triatlón, y Adiaratou Iglesias, campeona olímpica en la prueba de 100 metros lisos T13 en los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020. Esta última atleta con discapacidad visual, colgó el oro en un tiempo de 11,96 segundos, sin duda una buena marca para nuestra paisana.

Sin embargo, dos segundos y medio menos fue lo que consumió Usain Bolt para batir el récord olímpico de los 100 metros lisos con un tiempo de 9,63 segundos, consiguiendo así la medalla de oro en los juegos de Londres 2012. El atleta jamaicano se proclamó en ese año el rey de la velocidad corta. Casi podría decirse que vuela. Y esa misma cifra en horas, equivaldría al tiempo aproximado que se invierte en volar desde Madrid hasta Montego Bay, en la isla caribeña. La comodidad del vuelo directo desde España contribuye a que Jamaica sea un destino cada vez mas solicitado para aquellos viajeros que quieran conocer y vivir experiencias en un caribe distinto al de República Dominicana, Cuba o la Riviera Maya.

La patria de Bob Marley se ha convertido así en un importante foco de inversión para cadenas hoteleras españolas como Riu, Fiesta Hoteles, Grupo Piñeiro-Soltour o Iberostar, que ya se han introducido en zonas tan turísticas como Montego Bay, Negril u Ocho Ríos. Porque lo cierto es que las playas de arena blanca de Jamaica son una de las motivaciones más frecuentes de los turistas, ya que se trata de un área del Caribe especialmente hermosa que además ofrece el confort de buenos hoteles con un excelente servicio y el todo incluido de serie. También su clima agradable, su gastronomía y las múltiples excursiones por la naturaleza que pueden emprenderse son alicientes mayores.

Uno no puede regresar de Jamaica sin haberse subido a la gran cascada de Ocho Ríos. navegando entre cocodrilos por el Black River, buceando entre los fondos del coral cerca de Negril o nadando en la laguna Luminosa, en la que el agua al ser agitada genera espectaculares fosforescencias visibles en la oscuridad de la noche. Un gran destino de campeones.

Turistas en la cascada de Ocho Ríos
Navegando por el Black River

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s